Jamás dejará a su novia

Mi historia comenzó hace año y medio, cuando yo había terminado con una relación corta, pero significativa por las ganas que tenia de enamorarme y compartir mi vida con alguien que desafortunadamente no me correspondió en el momento. Terminada esta relación un amigo mío me presentó a un amigo suyo (el hombre del que ahora estoy enamorada al cual le pondremos el nombre de Juan), que decía gustaba de mi. Íbamos en la misma escuela, sólo que él en el turno de la tarde y yo en la mañana. Juan y yo comenzamos a llevarnos muy bien. Yo sabía que yo le gustaba, pero el aún no me había dicho nada, lo que si sabía es que él tenía novia.

Así salimos varias semanas, ya que nos la pasábamos muy bien juntos, hasta que un día en una fiesta, las circunstancias se tornaron para que él y yo nos besáramos. Sinceramente, después de eso no tenía intenciones de volverlo a ver puesto que como él tiene novia, yo pensaba que lo que buscaba no era más que pasar el momento conmigo.

Pero al día siguiente él me llamó a mi celular diciéndome que necesitaba verme, que quería verme. Y así comenzó nuestra historia. Seguimos viéndonos y saliendo como si fuésemos pareja. Él me decía que saliera con alguien más y que nuestra historia aún así seguiría. Pero yo no podía, al que quería era a él y no podía ver a alguien más. Llegué a conocer a sus papás y a sus hermanos, creando un vínculo muy amigable con ellos. Me quedaba en su casa, iba por él a su trabajo, en fin, en realidad teníamos una vida en pareja.

Pasados así meses el comenzó a decirme que sentía culpa cada vez que nos besábamos o hacíamos el amor, que él quería serle fiel a su novia. Eso a mí me hacía sentir mal, ya que ya había veces en que me dejaba ahí por irse a ver a su novia. Según él me quería mucho y se la pasaba muy bien conmigo, pero llegue a creer que su cariño era de amistad. Empezó a minarme el alma y mi autoestima. Yo me sentía menos que su novia. Así que un día que me habló acerca de la culpa que sentía, decidí decirle que si sentía tanta culpa dejáramos de vernos, y me dijo que no creía que esa fuera la solución. Pero tras pensarlo un rato decidimos que era mejor idea dejarnos de ver un tiempo y acordamos un año.

Debo confesar que lo extraño mucho y me hace mucha falta, porque entre nosotros había tanta complicidad. A su lado me sentía comprendida y protegida, pero sé que me hago bien al no vernos porque él jamás dejará a su novia. No sé que pasé el día en que nos volvamos a ver. Tengo miedo que se olvide de mí y que las cosas cambien, que ya no haya confianza. Para entonces seremos de nuevo dos extraños, pero no sé si haya ganas de volvernos a conocer. Yo, en verdad, le amo mucho y sé que al volverlo a ver seré tan vulnerable a él.

Es verdad que los amores prohibidos son los mejores, pero son los que más hieren.

Artículos relacionados

One Response to “Jamás dejará a su novia”

  1. Me encanto tu historia yo pase algo similar y cada vez que lo veo con su novia siento un dolor dentro de mi, pero se que fue lo mejor que pudo pasar, porque el la ama mucho y jamas sera capaz de dejara ir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *